Publicidad

Un lector duda sobre qué hacer con el trigo.

A lo largo de este fin de semana me llegaba una consulta a través del blog que aquí reproduzco:

“Buenas tardes,
Tengo una pequeña consulta, me podría informar cómo anda la Materia Prima del Trigo, cual es su situación actual, cual es su tendencia, y otros datos que tenga por favor.
Saludos y le agradezco.”

Como habitualmente tratamos el análisis de valores y todos sus pasos, para empezar la semana, no está de más analizar una materia prima de forma que repasemos el “modus operandi” que debemos afrontar antes de entrar en estos activos.

Lo primero que debemos analizar es el aspecto del índice Thomson Reuters / Jefferies CRB de materias primas, puesto que como ya vimos en anteriores ocasiones, es el índice de referencia de las materias primas.

Hace unos días ya tratamos detenidamente el aspecto del índice, viendo las razones que no invitaban a tomar posiciones en este tipo de activos. Invito a la lectura de esa entrada si queréis una información pormenorizada, en el día de hoy únicamente prestaremos atención a los elementos técnicos, que ya por sí solos son suficientes para entender el porqué las materias primas no son interesantes ahora mismo para el lado largo, incluso su aspecto es más bien para cortos.

Lo primero que vemos es la pérdida de la tendencial alcista trazada desde los mínimos de 2009, algo que unido a la MM30 bajista, confirma un cambio de tendencia en las commodities de alcista a bajista. No debemos tener posiciones alcistas dentro de un mercado bajista, como es el caso de las commodities, pero es que además si nos fijamos es su fortaleza relativa con respecto al S&P500 nos damos cuenta de que son más débiles, es decir, rinden menos, por lo que a día de hoy, es más recomendable tener acciones americanas en cartera que materias primas, ya que la fortaleza relativa nos dice que los valores rinden más y mejor que los productos básicos.

El siguiente paso sería analizar el grupo de materias primas al que pertenece el trigo, en este caso las agrícolas que podemos seguir en ProRealTime con ticker DBA. Este paso es exactamente el mismo que hacemos con los valores a la hora de estudiar sus sectores, debemos de buscar aquellos grupos que más favorezcan a nuestros intereses. La composición de este grupo es la siguiente:

Y su aspecto técnico…

Ya veíamos anteriormente cómo las materias primas eran más débiles que las bolsas de valores, pues bien, si comparamos la fortaleza relativa de las materias primas agrícolas con respecto al CRB, nos damos cuenta de que las agrícolas ¡son más débiles incluso que el CRB! sobra decir que ante un grupo tan débil, los largos no son nada recomendables, puesto que en el mejor de los casos el coste de oportunidad resulta inadmisible si queremos sacar el máximo partido a nuestros ahorros.

Además de esto, las materias primas agrícolas se encuentran en una clara tendencia bajista, lo cual, sin ningún tipo de dudas, permite única y exclusivamente la apertura de cortos ya que siempre debemos operar en sincronía con la tendencia.

Trigo (ZWXXXX)

Como no podía ser de otra forma, el aspecto del trigo no podía ser muy positivo dado el mal aspecto que presentan sus índices directrices.

El precio sigue retrocediendo en su tendencia bajista después de topar por cuarta vez (ver flechas) en la tendencial bajista marcada por el precio (línea roja discontinua). Si no fuese porque el volumen es elevado, dada la debilidad del trigo y su claro rumbo descendente, sería un activo que estaría gritando la entrada de cortos.

Así pues, en caso de que el lector esté situado en el trigo, las posiciones alcistas no son nada recomendables ya que tiene muchos elementos en su contra, y la estrategia con mayores probabilidades de éxito sería la bajista.

Sea como sea, atentos a la señal Atlas, ya que adelanta movimientos bruscos en las materias primas agrícolas, una de ellas el trigo en la que he de reconocer que yo mismo metería cortos con stop en la última flecha si no fuese porque el volumen no acompaña la apertura de posiciones cortas.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *