Publicidad

¿Y si los bonos finalmente salen al alza?

Desde hace algunos meses, estamos siguiendo muy de cerca la posibilidad de que los bonos estén formando un techo (para ver los antecedentes, recomiendo leer la parte final de este artículo). Para ello nos centramos en el análisis sobre los bonos alemanes, ya que desde el año 2000, con la llegada del invierno de Kondrátiev, los bonos americanos están siendo manipulados de forma que muchas veces su comportamiento no es lo suficientemente “libre” como para ser interpretado de forma fiable.

Con un mercado complejo, manipulado y extremadamente sensible como el actual, lo cierto es que no debemos descartar ningún escenario sobre los mercados de renta fija y menos el escenario alcista, ya que en la segunda mitad de los inviernos de Kondrátiev los bonos se convierten en una de las estrellas del ciclo.

Citando al propio Kondrátiev, según sus ensayos “Los grandes ciclos de la vida económica” escritos en 1935 y cuyos ciclos se han cumplido al dedillo desde entonces, los bonos empiezan su escalada fuerte tras la contracción del crédito y todos sabemos el principal problema con el que se encuentra la economía mundial actualmente, que no es el exceso de crédito precisamente.

Son muchos los medios y analistas que se han cansado de repetir semana tras semana desde hace meses que la rentabilidad de los bonos es extremadamente baja, y que eso no puede seguir así porque es incoherente y mil argumentos más. Ya sabéis que, por mi forma de ver las cosas, huyo de la teoría clásica y del refugio de “lógica” bursátil. Esa “lógica” que una y otra vez despluma a los inversores que tratan de entender los mercados según el mundo que ellos conocen en su vida cotidiana. Para mí, la historia tiende a repetirse, y lo más normal es que, cuando algo está sucediendo, siga sucediendo.

En la actualidad, sólo hay que echar un vistazo al gráfico de los bonos para ver que, tras empezar los problemas con las entidades crediticias, el bono se dispara.

El gráfico de largo plazo es claro, pero… ¿y el de medio plazo?

En el medio plazo es donde barajo los dos escenarios. El primero de ellos, es el de posible techo, pero cuidado porque ese techo no quedaría confirmado hasta que no se perdiese el soporte teñido de rojo. De hecho, ya tengo alguna orden preparada por si finalmente se confirma ese techo. En caso de producirse, la caída de los bonos a corto plazo tendría consecuencias alcistas para las bolsas; pero a medio plazo sería la antesala de un nuevo mercado bajista, ya que como explico en esta entrada, los bonos son indicadores líderes sobre las acciones.

Y el segundo escenario que a fecha de hoy es el que tiene más pinta de darse es el de continuidad alcista en los bonos, aprovechando ese soporte en la tendencial alcista teñida de azul. La ruptura de la resistencia de los 142 puntos, sería la primera confirmación clara de dicho movimiento, que a corto plazo tendría malas repercusiones sobre los mercados, especialmente en los más débiles como el español, donde volverían las clásicas y estériles noticias del repunte en la prima de riesgo al son de los números rojos.

Con todo esto, personalmente barajo un escenario alcista en bonos, siempre y cuando no se pierda el soporte teñido de rojo, lugar que cambiaría el escenario radicalmente y desde el que en caso de darse la señal optaré por los cortos.

Publicidad

2 responses to “¿Y si los bonos finalmente salen al alza?

  1. Ricardo,

    Gracias por tu análisis. Dices que esperas movimiento brusco en los bonos segun indicador Atlas, por otra parte en el futuro del bund se ve una sucesion de maximos decrecientes desde mayo y una divergencia en MACD en semanal desde septiembre 11 en donde el indicador hizo maximo.

    En mi opinion tiene aspecto de irse el Bund para abajo lo que encajaria con una corrección en el SP 500 en el primer trimestre de 2013 que encajaria con la dinámica de un primer año en la presidencia de los USA. Que opinas ? la divergencia en el MACD del Bund es clara.

    1. Buenas noches Jose Antonio. ¡Gracias por compartir tu escenario!
      Personalmente espero a que el bono pierda el soporte antes de hablar de más descensos en la renta variable. No seamos impacientes, todo a su tiempo.
      Pensemos que el bono es un indicador adelantado, por lo que tampoco es necesario comerse en exceso la cabeza puesto que haga lo que haga, tendremos tiempo de reacción para nuestra operativa en acciones 😉
      Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *