Publicidad

Las materias primas energéticas frente a su resistencia dinámica

Business FocusComo sabéis, dentro de esBolsa.com tenéis acceso a listados en los que se muestran tanto las bolsas como los sectores más fuertes y más débiles del mundo.

Esta funcionalidad es totalmente compatible con los dispositivos tanto fijos (ordenadores personales) como móviles (tablets y teléfonos móviles), lo que te permitirá seguir los mercados desde cualquier lugar y con la máxima comodidad.

Además de esto, esta herramienta de análisis viene totalmente preconfigurada con todos los indicadores necesarios para analizar los mercados siguiendo nuestra metodología de medio plazo, de forma que no debas preocuparse por nada. Simplemente debes conectarte a esBolsa Plus y desde allí podrás visualizar los gráficos de:

Al igual que hacemos, con los listados de sectores y de índices, también disponemos de dos rankings para las commodities. Uno con los 4 principales grupos de materias primas y otro ranking con más de 20 materias primas, para acceder a él tan solo debéis conectaros a esBolsa.com y seguir los siguientes pasos.

Acceso a graficos de materias primas

Al igual que con los mercados de valores, desde este listado puedes comprobar de forma rápida la fuerza de cada producto (al tratarse de materias primas con respecto al índice CRB que es la referencia de materias primas), así como su tendencia.

El icono con la flecha verde icon-ascendente[1]representa que el grupo o materia prima a la que se hace referencia está en tendencia alcista mientras que el icono con la flecha roja icon-descendente[1] representa que el grupo o materia prima a la que se hace referencia se encuentra en tendencia bajista.
Pulsando sobre el icono chart[1] se puede acceder al gráfico de cada producto.

En la jornada de hoy me gustaría detenerme en el grupo de materias primas energéticas.

Para hacer un repaso a las materias primas energéticas en conjunto, utilizaremos el ETF Invesco DB Energy Fund (DBE) que engloba a todos los productos energéticos de la siguiente forma.

Al observar el gráfico de las materias primas energéticas me llaman la atención varias cosas.

La primera de ellas es un aspecto que ya he comentado en varias ocasiones y es la influencia que suele tener el promedio móvil de 30 semanas sobre el precio.

Como sabéis, en nuestro método utilizamos el promedio móvil de 30 semanas para saber la tendencia de un activo analizado. Si el promedio móvil de 30 semanas es alcista, consideramos que el activo analizado tiende a apreciarse, mientras que si el promedio móvil de 30 semanas es bajista, consideramos que el activo analizado tiende a depreciarse.

Además, el promedio móvil de 30 semanas también tiende a tener un efecto de control sobre los precios. Cuando la media tiene pendiente bajista, en muchas ocasiones esta tiende a actuar como resistencia dinámica sobre el precio, de igual forma que cuando la media es alcista en muchas ocasiones tiende a actuar como soporte dinámico.

La evolución de los precios energéticos durante los últimos meses es un buen ejemplo de este efecto de la media sobre el precio. Desde hace casi dos años, cada vez que el precio ha impactado contra su promedio móvil de 30 semanas en tendencia bajista el precio ha reanudado sus descensos, de igual forma que, durante la fase alcista de finales de 2017 y los tres primeros trimestres de 2018, el promedio móvil de 30 semanas actuó como soporte dinámico sobre el precio (ver flechas verdes en el gráfico superior).

Desde noviembre de 2018 la tendencia de las materias primas energéticas es bajista y ahora mismo tenemos de nuevo al precio llegando a la zona de control que esta media ejerce sobre la cotización.

Casualmente (o no), justo cuando el precio ha llegado a esta zona de control, el presidente de EEUU Donald Trump, lanzó un mensaje a los miembros de la OPEP indicando que en su opinión los precios energéticos son “demasiado altos”.

Sea como sea, lo cierto es que, actualmente, el precio de las materias primas energéticas es claramente bajista y mientras esta situación se mantenga, el escenario para la cotización de este tipo de productos es más bajista que alcista. Recordemos que en nuestro método para abrir cortos son necesarios más argumentos que una pendiente bajista de los precios, pero dada la influencia que está teniendo el promedio móvil de 30 semanas sobre el precio de las energéticas en los últimos años, este nuevo impacto del precio sobre su promedio móvil de 30 semanas era cuanto menos un aspecto a comentar, especialmente cuando productos clave para este grupo como el crudo West Texas, crudo Brent y gasolina mantienen formaciones bajistas muy similares.

Antes de finalizar, me gustaría comentar otro aspecto derivado de la situación bajista de los precios energéticos que puede pasar desapercibido, pero que tiene una estrecha correlación con lo que acabamos de comentar. Esta devaluación de las materias primas energéticas está pasando factura a las cotizaciones de las compañías petroleras, cuyos sectores se encuentran ahora mismo entre los más débiles tanto de Europa como de Norteamérica.

Recuerda que toda mi metodología de inversión viene explicada en detalle en mi libro “El código de Wall Street”. Con la compra del libro dispondrás de tres meses de acceso gratuito a todas las herramientas de esBolsa.

Edición revisas El Codigo de Wall Street Ricardo Gonzalez“El Código de Wall Street”.

El libro de Ricardo González

¡No te quedes sin él, pide tu ejemplar aquí!

separador+(2)[1]

Descargo de responsabilidad por conflicto de interés: El autor de este análisis está 
o puede estar invertido en los subyacentes e instrumentos mencionados a través del 
compartimento del fondo de inversión GPM Gestión Activa / GPM International Capital 
del que es gestor en GPM S.V. S.A.
Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.