Publicidad

El factor dinero sigue siendo claramente positivo

¿Son los bonos indicadores adelantados de la bolsa? Naturalmente que sí, y esto es porque influyen de manera directa en los flujos de capitales a nivel internacional.

¿Qué opinan los bonos sobre los recortes actuales del mercado? ¿Es sólo un descanso o estamos ante algo más? Para llegar a una respuesta fiable, son varios factores los que debemos de tener en cuenta. Todos estos factores serán repasados uno a uno este fin de semana en un video-análisis exclusivo para todos los suscriptores de EsBolsa.com, pero hoy, y como adelanto, vamos a ver el estado de uno de ellos, un indicador económico conocido entre los inversores como “inversión de la curva de tipos”.

Para el que no lo sepa, es un ratio que resulta de dividir la rentabilidad del bono a largo plazo (en nuestro caso 10 años) entre la de corto plazo (nosotros usaremos la de 2 años). Si este ratio es menor que 1, la curva de tipos se invierte y es una mala señal para la bolsa. Mientras que si el ratio es superior a 1, la situación es favorable o inminentemente favorable para la bolsa.

Los plazos cortos de la curva de tipos se ven afectados por las políticas de tipos de los bancos centrales. Políticas expansivas implican tipos a corto plazo bajos (como los actuales), que permiten la estimulación de la actividad económica cuando esta se encuentra deprimida. Las políticas monetarias restrictivas implican mayores niveles de tipos, con el fin de controlar la inflación normalmente en etapas de crecimiento o estancamiento económico (cuando todavía hay presiones inflacionistas).

Los plazos más largos de la curva deben recoger el mayor riesgo que representa el mantener una inversión durante un plazo más largo de tiempo. Por esta razón, lo normal sería que la rentabilidad de los plazos largos fuera siempre mayor que los plazos más cortos. No obstante, las expectativas cíclicas influyen de forma considerable sobre la rentabilidad de estos plazos, pudiendo en algunos momentos tener tipos a largo plazo por debajo de los del corto plazo (curva invertida).

Tal y como he dicho anteriormente, para hacer un seguimiento a este hecho, yo utilizo un indicador que divide la rentabilidad de los bonos norteamericanos de 10 y 2 años entre sí. De forma que cuando el resultado es inferior a 1 significa que la rentabilidad del bono a corto plazo es superior a la de largo plazo, informándome así que la curva de tipos se invierte.

A continuación os dejo las imágenes de dos ejemplos de los mercados bajistas más recientes, que como todos sabéis son los de los años 2000 y 2007.

2000

2006 – 2007:

Las zonas teñidas de rojo pertenecen a los periodos temporales en los que la curva de tipos hace saltar la alarma. Fijaos con qué exactitud es capaz de predecir los mercados bajistas de medio plazo, qué maravilla ¿verdad?.

Siempre que la curva de tipos se invierte (el ratio de la deuda de largo plazo y de corto plazo es menor que uno, es decir, es más rentable la deuda de corto plazo que la de largo plazo), el mercado tiene peligro de girar a la baja. Este giro no se confirmará hasta que la curva de tipos vuelva a recuperar el nivel de uno. Esto suele ser así porque los gobiernos suelen aplicar medidas para que las deudas vuelvan a estar equilibradas. Lo importante es la señal de alerta (que se activa al perder el nivel 1 del indicador) y su posterior confirmación (al volver a superarse al alza el nivel 1 del indicador).

Como habéis visto en las imágenes anteriores, en 2000 y en 2006-2007 la curva se invirtió. Una vez se recupera el nivel de uno en 2001 y en 2007, el mercado hace sus últimos intentos alcistas y cae de manera prolongada.

Como veremos en la siguiente imagen correspondiente a la actualidad, el diferencial está lejísimos de invertirse.

2007:

Así pues, en lo que se refiere a este indicador, en la actualidad no tenemos alerta de cambio de tendencia, por lo que seguiremos siendo positivos en la renta variable, más allá de los retrocesos puntuales que se pueden dar. Debemos de tener clara la direccionalidad del mercado, y aprovechar las oportunidades que el mercado nos brinde para seguir pescando oportunidades dentro de los mercados más fuertes, y no precipitarnos en liquidar nuestras posiciones siempre que sean fuertes y alcistas. No sé lo que hará el mercado mañana, pero sí lo que hará en unos meses, y de momento el mercado sigue diciéndonos que sus entrañas siguen saludablemente alcistas.

Antes de finalizar, me gustaría volver a insistir en que este, al igual que todos los indicadores, no es infalible por sí solo, y han de interpretarse y tomarse como una alerta sólo cuando sus señales vienen respaldadas por otras que trataremos en el video-informe de este fin de semana en la zona Premium de EsBolsa.com.

Publicidad

9 responses to “El factor dinero sigue siendo claramente positivo

  1. Hola Ricardo, excelente entrada como de costumbre.
    Te quería hacer una pregunta. Te he oido decir que bajadas de un 10-15% en el bono, anticipan caidas en la bolsa (Normalmente por cambio de ciclo). Segun tu experiencia, ¿ Que porcentaje de caida desde maximos, suele tener el bono para formar un suelo en el propio bono?. Me refiero a lo que dice la experiencia de otros ciclos anteriores.

    Un saludo

    1. Para Jorge1962

      Gracias por participar!
      Sobre el suelo en los bonos, sólo hay que estudiar por ejemplo el bono alemán (Bundxxxx) y verás que los suelos suelen producirse tras esos recortes del 10-15%, porque estos recortes derivan en mercados bajistas y eso a su vez causa ascensos en los bonos que luego formarán mercados alcistas…es el pez que se muerde la cola.
      un saludo!

      Para Deferrer

      Hola Hugo! Un placer leerte por aquí 😉
      Con respecto a lo que dices, tienes toda la razon en que algunos economistas se olvidan de indicadores como este, pero es que hay algo todavía peor, que es que incluso dudan de su validez. Por ejemplo, en 2007 algunas casas como la propia S&P (más concretamente su analista Alec Young), afirmaban que este ratio había perdido poder predictivo por la globalización, el tiempo ha demostrado que su validez sigue plenamente vigente y que es un indicador a tener muy en cuenta en los análisis de medio plazo.
      Un saludo!!

      Para Javier Alfayate

      Gracias por participar Javier!
      Este es un indicador del que hemos hablado largo y tendido en diferentes ocasiones en nuestros respectivos blogs. Es bueno difundir este tipo de “culturilla” que ayuda al trader de a pié a separarse de la masa y analizar las cosas por su lógica y no por sus emociones.
      Sin lugar a dudas, este es uno de los indicadores a vigilar cada cierto tiempo, y de momento sigue con la aguja de la brújula perfectamente orientada.
      Un saludo!

  2. Hola Ricardo! buen articulo

    con respecto a la curva de tipos (goverment bonds), segun la miro en bloomber, la de alemania nos está avisando de algo?

    un saludo!

  3. Buenas!
    decia lo de la curva alemana de tipos porque no es tan “ideal” como la de USA, donde los tramos de 3m, 6m y 1y son practicamente cero.

    Un saludo!

    1. Hola chicos!
      La curva de tipos alemana, yo la veo perfectamente estructurada, la señal se da cuando se invierta, y ahora tiene un aspecto perfectamente normal.

      Este es la curva alemana actual:

      http://www.bloomberg.com/markets/rates-bonds/government-bonds/germany/


      Y esta es una curva de tipos peligrosa:

      http://www.marketoracle.co.uk/images/Mauldin_17_2c.gif

      Creo que la diferencia es bastante evidente 😉

      Cuando la curva de tipos se parezca a la de abajo, saltarán las alarmas, pero de momento no se parece en nada 😉
      Un saludo!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *