Publicidad

Reflexiones sobre el pasado, presente y futuro de la renta variable europea

Durante los últimos meses (e incluso años), he perdido la cuenta de las veces que hemos hablado de la debilidad de la renta variable europea. Como a nivel técnico y operativo no hay grandes novedades con respecto a lo comentado en las últimas semanas, hoy me gustaría hacer una reflexión en voz alta sobre la renta variable del viejo continente.

La siguiente gráfica representa con una línea roja el comportamiento de la renta variable estadounidense durante los últimos 9 años. Por su parte, la línea azul representa el comportamiento de la renta variable europea en el mismo periodo de tiempo. Ambas series incorporan los dividendos repartidos por sus compañías en todo este tiempo, para hacer la comparativa lo más justa posible.

El diferencial favorable a EEUU es evidente. No obstante, lo que me preocupa no es específicamente esto, ya que siempre ha habido, hay y habrá, ciclos más favorables para unos mercados que para otros (por ejemplo, en el ciclo alcista de 2002 a 2007 el comportamiento de la renta variable europea fue mejor que el de la renta variable estadounidense).

Lo que realmente me preocupa es que, con tantísimas medidas de estímulo por parte del Banco Central Europeo, la renta variable del viejo continente haya estado predominantemente plana en un ciclo alcista tan grande como el que hemos experimentado en los últimos años (uno de los más grandes de la historia). Podría entender que Europa hubiese subido menos que en Estados Unidos (en cada ciclo alcista hay líderes y rezagados), pero una cosa es ir rezagado y otra cosa es no participar en el ciclo alcista ni con el “doping” del BCE.

En el mundo económico (que por desgracia se mueve predominantemente por intereses comerciales y políticos antes que en factores constructivos) el debate se centra en decir que Europa está más barata que EEUU desde hace muchos años, para incentivar a los ahorradores a invertir en un mercado que desde hace tiempo es un perdedor.

En mi opinión, el debate debería ir en otra dirección (que probablemente no interese) y es qué diablos está sucediendo en Europa para que, en uno de los ciclos alcistas más grandes de la historia, las bolsas europeas se encuentren con un “encefalograma plano” incluso con medidas de estímulo extraordinarias del Banco Central Europeo. 

En los últimos años en los que ha soplado el viento a favor, tal vez haya sido “viable” esconder esta preocupante debilidad de la renta variable europea (miles de millones de medidas de estímulo mediante). Pero ese viento no siempre será favorable y la pregunta que deberíamos hacernos es: si con tantas medidas de estímulo Europa no ha subido en un entorno cíclico favorable, ¿qué pasará cuando el entorno sea desfavorable?.

Recuerda que toda mi metodología de inversión viene explicada en detalle en mi libro “El código de Wall Street”. Con la compra del libro dispondrás de tres meses de acceso gratuito completo a todas las herramientas de esBolsa.

Edición revisas El Codigo de Wall Street Ricardo Gonzalez

“El Código de Wall Street”.

El libro de Ricardo González

¡No te quedes sin él, pide tu ejemplar aquí!

separador+(2)[1]

Descargo de responsabilidad por conflicto de interés: El autor de este 
análisis está o puede estar invertido en los subyacentes e instrumentos 
mencionados a través del compartimento del fondo de inversión 
GPM Gestión Activa / GPM International Capital 
del que es gestor en GPM S.V. S.A.
Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.